Así fue la visita de las chicas del Miss Earth Venezuela al Bloque Dearmas

Este miércoles 14 de agosto nos visitaron las 30 candidatas del Miss Earth Venezuela 2019 para echarnos todos los cuentos sobre su preparación para la nueva edición de este concurso de belleza, que se llevará a cabo el próximo 25 de agosto en el Teatro Chacao.

Desde su llegada a la redacción de Ronda, las jóvenes se mostraron bastante cercanas y sensibles en algunos temas. Algunas, incluso, se pusieron a llorar.

Las candidatas nos comentaron que llevan un mes de preparación en clases de oratoria, pasarela, inglés y hasta baile, afinando motores para la noche final del Miss Earth Venezuela y el Miss Supranational, dos concursos que se realizarán en fechas distintas pero con las mismas candidatas. Es decir un doble esfuerzo que deben hacer las 30 mujeres.

“Hemos tenido momentos de mucha presión, pero eso nos hace crecer, ser más enfocadas y disciplinadas”, expresaron las chicas. También destacaron que entre esos esfuerzos está el levantarse a tempranas horas e ir a ensayar durante todo el día, y salir hasta casi la medianoche. Sin duda todo un maratón.

“Uno de los momentos de presión más fuertes fue la entrevista con el jurado, ahí se sabía quién era solo belleza y quien tenía contenido, porque ellos buscan la belleza integral. Y teníamos un jurado muy fuerte, hubo preguntas duras, pero creo que todo salió bien”, expresó Miss Miranda.

Aseguraron que ninguna se arrepiente de sus respuestas con el jurado, a pesar de que varias de ellas rodaron, pues no eran acertadas o simplemente se confundieron al hablar.

“En el concurso nos estamos basando mucho en las causas sociales, lo que nos tiene bastante conmovidas. Hemos estado trabajando con niños y abuelos, y fue un momento bastante agradable”, contó Miss Lara.

Pero lo que no podemos dejar de mencionar es que durante la entrevista con los medios del Bloque Dearmas, a varias chicas se le salieron las lágrimas al contar los sacrificios que les ha tocado hacer para estar en el certamen. De igual forma, se pusieron bastante nostálgicas al hablar de ellas entre sí, pues se han apoyado en cada momento y recalcaron que varias se han convertido en grandes amigas.

Confesaron que a pesar de tener a tantas chicas juntas, con caracteres tan distintos, se llevan bien y han estableciendo “buenas relaciones, como una familia”, asegurando que no hay malas intenciones ni partidera de tacones entre ellas.

Con información de Revista ronda