Maduro aseguró que la debacle petrolera “tuvo como causa inicial la guerra declarada contra los precios del petróleo” para “atacar a los principales productores del mundo”

Venezuela registró en los últimos seis años la “brusca” caída del 99 % de sus ingresos petroleros, aseguró este martes Nicolás Maduro, al atribuir parte de la catástrofe económica a sanciones financieras impuestas por Estados Unidos para deponerlo.

“Entre 2014 y 2019 Venezuela experimentó la más brusca caída de ingresos externos de su historia, quizás es primera vez que me refiero a estos números de manera pública: en seis años pedimos el 99% del volumen de ingresos en divisas”, dijo Maduro durante una cadena de radio y televisión obligatoria.

Desde 2015 “en adelante el ritmo de caída de los ingresos externos de Venezuela se eleva a 30.000 millones de dólares al año”, precisó. “Esta cifra desafía la propia imaginación, resulta imposible imaginar siquiera el tamaño de la presión que ha sido aplicada a nuestra economía”, subrayó el heredero del expresidente Hugo Chávez (1999-2013).

Según Maduro, bajo cuya gestión el país con las mayores reservas de crudo del mundo transita hacia su séptimo año de recesión, “de cada 100 dólares o euros que el país obtenía por venta de petróleo en 2014 hoy obtiene menos de uno”.

Esto hizo que los ingresos pasaran de más 56.000 millones de dólares (en 2013) “a menos de 400 millones de dólares el año pasado”, recalcó, al describir la caída como “gigantesca”.

La debacle, indicó, “tuvo como causa inicial la guerra declarada contra los precios del petróleo” para “atacar a los principales productores del mundo”, y luego “se pasó a la fase dos, el colapso, el bloqueo total, la persecución total a la economía y las finanzas del país”.

Con información de NTN24