El representante del régimen afirma que la alta comisionada está cegada sobre Venezuela

Diosdado Cabello desestimó este lunes el contenido del nuevo informe sobre el país presentado por la alta comisionada de las Naciones Unidas para los DDHH, Michelle Bachelet, y la acusó de «ensañamiento».

«No nos va a quitar el sueño, no nos vamos a dejar chantajear», aseguró en rueda de prensa. Reiteró la tesis oficial de que el informe sobre la situación de los derechos humanos fue elaborado por el enviado especial para Venezuela del presidente Donald Trump, Elliot Abrams, y que, en todo caso, Bachelet «lo firmó».

Indicó que en su momento las autoridades venezolanas refutaron el contenido del primer informe, presentado el pasado mes de julio por la ex presidenta chilena.

«No nos afecta mucho, nosotros seguimos respetando los derechos humanos porque así lo establece nuestra Constitución», dijo Cabello.

«Contrasta la posición, el ensañamiento de la señora Bachelet contra Venezuela y su actitud, por ejemplo, con lo que está ocurriendo en su propio país», dijo.

Para Cabello, Bachelet «está posicionada sobre Venezuela, Cuba y Nicaragua». Dijo que no ve los asesinatos de dirigentes campesinos  en Colombia o la represión contra los estudiantes en Chile.

Acusan a Colombia de exportar guerras

Sobre la investigación de la revista colombiana Semana que denuncia presuntos nexos entre Maduro y la guerrilla para desestabilizar Colombia, Cabello la consideró una irresponsabilidad.

Cabello sostuvo que el gobierno colombiano «se cansó de exportar y producir drogas, ahora quiere exportar guerras».

Acusó al Ejecutivo colombiano de no defender el acuerdo de paz con las FARC y de querer llevar la guerra «a otros territorios».

Para Cabello, el objetivo es que el presidente Iván Duque lleve este expediente a las Naciones Unidas. «Para que sus amos del norte sancionen a Venezuela y lo incluyan como país patrocinante del terrorismo», aseguró.

«No nos provoquen que nosotros no queremos problemas con nadie», dijo y advirtió que mientras «más nos hagan, más duros nos vamos a poner».

Venezuela y Colombia pasan por un nuevo pico de tensión diplomática. La semana pasada, Maduro anunció que desplegaría un sistema de misiles en la frontera y ordenó ejercicios militares.

En respuesta, el presidente colombiano, Iván Duque, dijo que Maduro no debe salir con bravuconadas.  Insistió en que Maduro protege a los cabecillas del ELN al igual que a alias «Iván Márquez», «Jesús Santrich» que retomaron las armas.

Las relaciones entre Colombia y Venezuela están rotas desde febrero y la frontera  es escenario de constantes tensiones que nunca han llegado al enfrentamiento militar.

Con información de El Nacional