A solo dos días de que el presidente Donald Trump firme el llamado acuerdo de “fase uno” con China, el departamento del Tesoro dijo en un informe semestral al Congreso que el yuan se fortaleció y que ya no puede considerarse que Pekkinin manipule su moneda

Estados Unidos quitó a China la etiqueta de manipulador de su moneda que le impuso en agosto en señal de distensión en el conflicto comercial que libran desde hace casi dos años ambas potencias.

A solo dos días de que el presidente Donald Trump firme el llamado acuerdo de “fase uno” con China, el departamento del Tesoro dijo en un informe semestral al Congreso que el yuan se fortaleció y que ya no puede considerarse que Pekin manipule su moneda, reseñó AFP. 

Luego que en mayo el Tesoro evitó quitarle ese estatus a China, Trump la acusó en agosto de debilitar deliberadamente su moneda para “robar a nuestras empresas y fábricas”.

En ese mes, Pekin dejó caer el yuan a menos de 7 dólares lo cual deterioró la competitividad estadounidense, sacudió a los mercados y enfureció a Trump.

“Durante el verano (boreal), China dio pasos concretos para devaluar a su moneda”, el yuan o renminbi (RMB), y esos pasos “dejaron al RMB en su nivel más débil frente al dólar en 11 años”, dijo el Tesoro en su informe.

No obstante, más recientemente, el yuan se fortaleció, llegó a 6,93 por dolar y el Tesoro indicó que el acuerdo que se firmará el miércoles toma en cuenta las cuestiones cambiarias.

En el acuerdo “China asumió compromisos aplicables para evitar devaluaciones con fines de competitividad y para no orientar su tipo de cambio con propósitos de competitividad”, dijo el secretario del Tesoro Steven Mnuchin.

Sin embargo ese compromiso es idéntico al que asumió hace tiempo Pekin al ser parte del G-20, que reúne a las 20 mayores economías mundiales.

– Paso simbólico-
Aunque la calificación de “país manipulador de su moneda” es más que nada simbólica, el departamento del Tesoro se propuso trabajar con el FMI para “eliminar las injustas ventajas competitivas” creadas por China y a consultar a Pekin sobre el tema.

Empero muchos economistas cuestionan que se ubique a China como manipulador de su moneda.

“Para empezar, China no debería haber sido designada así” dijo en Twitter, Mark Sobel un ex funcionario del Tesoro.

“El RMB cae en respuesta a los aranceles de Trump. La designación es un acto político flagrante/descarado”, dijo Sobel.

Debido al acuerdo comercial “China acordó también publicar información relevante sobre sus tipos de cambio y balances externos”, dijo Mnuchin.

Indicó que la “fase uno” del acuerdo es significativa y “conducirá a mayor crecimiento económico y oportunidades para los trabajadores y empresas estadounidenses”.

Empero, el Tesoro advirtió que Pekín aún precisa “estimular la demanda doméstica y reducir la dependencia de las inversiones y exportaciones”

El viceprimer ministro de China, Liu He, principal negociador de Pekin, llegó el lunes a Washington para firmar.

Tras numerosas rondas de aranceles, el déficit comercial estadounidense de bienes era en noviembre de unos 320.000 millones de dólares; lo cual es 62.000 millones menos que en el mismo período del año pasado.

La Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos anuncio que para implementar el acuerdo ambas partes se reunirán al menos semestralmente.

El informe del Tesoro dijo que tiene en una “lista de vigilancia” a varios países debido a sus prácticas monetarias: Alemania, Irlanda, Italia, Japón, Corea del Sur, Malasia, Singapur, Suiza y Vietnam.

Con información de NTN24