La pareja, una de las más famosas en el mundo del espectáculo, habría optado por separarse luego de pasar meses en terapia, reseñó el portal Page Six


Medios estadounidenses aseguran que el divorcio entre Kim Kardashian y Kanye West es inminente tras siete años de matrimonio.

La pareja, una de las más famosas en el mundo del espectáculo, habría optado por separarse luego de pasar meses en terapia, reseñó el portal Page Six.

La abogado Laura Wasser, quien llevó la separación de Angelina Jolie y otros famosos, se estaría encargando de las negociaciones para llegar a un acuerdo.

“Lo mantienen discreto, pero ya terminaron”, dice una fuente. “Kim contrató a Laura Wasser y están en conversaciones para llegar a un acuerdo”, detalle Page Six.

El portal detalla que Kim no ha sido vista sin su anillo de bodas y que Kanye permaneció en su rancho de Wyoming durante las vacaciones de la familia Kardashian.

“Kim consiguió que Kanye fuera allí [Wyoming] para que pudieran vivir vidas separadas y arreglar las cosas en silencio para separarse y divorciarse. Ella ha terminado”, continuó la fuente.

La fuente dijo a Page Six que el mayor obstáculo en las conversaciones del acuerdo de divorcio podría estar en su casa familiar en Calabasas, California, que fue rediseñado en su totalidad.

“La pareja trabajó en la casa minimalista totalmente blanca con el diseñador belga Axel Vervoordt. Que habría pagado $ 40 millones para la casa y pasaron US $ 20 millones renovaciones”, destaca el portal.

La salud mental del músico estadounidense sería uno de los factores que incidieron en la separación; así como también, la incomodidad del rapero con la vida excéntrica de la socialité.

En el pasado mes de Julio, West hablaba del divorcio en sus redes sociales y rechazó que la familia Kardashian le obligara a seguir en tratamiento psiquiátrico.

Con información de NTN24