(Caracas, 13 de noviembre del 2020).- La Vinotinto, afrontará la tercera jornada de las eliminatorias rumbo a Qatar 2020 con la evidente necesidad de obtener sus primeros puntos en el certamen pues, en los dos careos pasados, enfrentó a sus similares de Colombia y Paraguay, obteniendo, lamentablemente, réditos negativos, sumando dos derrotas en su haber: 3-0 ante los cafeteros y 0-1 ante los guaraníes respectivamente.

Hoy, la cita será en el engramado del Estadio Morumbi, escenario en el que habitualmente hace vida el São Paulo y que en esta oportunidad se teñirá de verdeamarelo para que la Canarinha reciba a la Vinotinto en un cotejo que, en la previa, se antoja complicado, pero no imposible para el combinado visitante.

Evidentemente, enfrentarse a Brasil, siempre infundirá una cuota mayor de respeto, no miedo, respeto, más si revisa el historial reciente del Scratch Du Oro en esta competición. Un conjunto cuya ofensiva arrasadora fue capaz de marcar nueve goles en dos partidos: 5 contra Bolivia y 4 contra Perú. Esta vorágine goleadora les hizo escalar hasta el primer lugar de la clasificación y les valió para posicionarse como la oncena más goleadora de la doble fecha pasada.

Venezuela, por su parte, tuvo notables problemas en ofensiva pues, en los dos partidos previos, el gol a favor brilló por su ausencia. Además, en el aspecto defensivo, hubo cierta debilidad pues recibieron 4 tantos en contra, cuestión que precipitó las dos derrotas que exhibe la Vinotinto en su score y que la hacen ubicarse en el último puesto de la tabla clasificatoria.

OFENSIVA BRASILEÑA “MERMADA”

Una de las claves del partido para el combinado nacional pasará por las ausencias pesadas en ofensiva que tiene Brasil. Aunque la Canarinha tiene un plantel vasto con más de un jugador por posición, no contar con Casemiro, Phillipe Coutinho y Neymar golpea notablemente el esquema del estratega Tité que, probablemente, confíe las labores de ataque en Roberto Firmino, Richarlison y Gabriel Jesús con Allan supliendo al volante del Real Madrid en el medio del campo.

Igualmente, la verdeamarela tendría en el arco a Ederson y saldría con la misma sólida línea de 4 en defensa con Danilo, Thiago Silva, Marquinhos, y Renan Lodi. Además de los nombres referidos en líneas anteriores en ofensiva, a los que se le sumarían Douglas Luiz y Everton Ribeiro en la media cancha. Según el equipo planteado por Tité en las prácticas semanales.

VENEZUELA Y SUS AUSENTES

En contrapartida, la Vinotinto afrontará este cotejo sin Yangel Herrera jugador clave en la zona medular del equipo, probablemente suplido por Cristian Casseres Jr. Volante con características “Box to box”. Afortunadamente, el técnico José Peseiro, tuvo la oportunidad de trabajar mucho más tiempo con el equipo, algo que no ocurrió en los cotejos anteriores.

Para el estratega portugués, las buenas noticias no paran de llegar. A pesar de no contar con la Pantera, Sergio Córdova, tiene la posibilidad de alinear en ofensiva a Salomón Rondón, artillero histórico de la selección. En el plano defensivo se suma un ladrillo más al muro defensivo pues, Yordan Osorio, se integró al grupo y probablemente sea de la partida.

En la previa, todo apunta a que el planteamiento del combinado venezolano será conservador, apelando al orden defensivo, independientemente de las dudas que siempre aporta esta parcela del campo, en especial por el costado izquierdo con la ausencia de un lateral ideal que cubra esa demarcación. Rosales volverá a jugar por el costado derecho. El resto de la zaga sería conformado por Ángel, Feltscher y el ya mencionado Osorio.

La noche pinta para ser laboriosa para Wuilker Faríñez, quien buscará retomar la confianza en el arco después de las dos actuaciones tambaleantes en las jornadas pasadas. Bajo esta premisa, es de pensar que la Vinotinto seguramente buscará ser reactiva, tratando constantemente ganar terreno en ofensiva por medio del contragolpe. Aprovechará la velocidad de Soteldo y Machis con Rondón como 9 referencia. Será vital la labor de Casseres Jr. colaborando en ambas áreas y la fiabilidad en salida que puedan aportar Rincón y Junior Moreno sin descuidar el aspecto defensivo.

A TRATAR DE CAMBIAR LA HISTORIA

Aunque por las Eliminatorias Mundialistas el balance es negativo, puesto que la Vinotinto no ha podido imponerse en ninguna ocasión a la Canarinha. Recientemente, en otras competiciones, la selección venezolana ha logrado sacarle algunos empates a la brasileña, destacando el cotejo de la Copa América 2011 que culminó 0-0, al igual que el encuentro disputado en la Copa América 2019 que terminó con el mismo resultado.

El único resultado a favor para Venezuela fue un 0-2 en un amistoso disputado en Boston. Aquel día, Giancarlo Maldonado y Ronald Vargas marcaron los tantos que sentenciaron la victoria venezolana.

¿Logrará la Vinotinto rememorar aquella actuación épica en Boston? Todo se resolverá a partir a las 8 de la noche (horario Venezuela) en tierras amazónicas.