Los MVP de 2020, José Abreu y Freddie Freeman, se alzaron este martes con el Premio Hank Aaron que reconoce a los jugadores más ofensivos de la Gran Carpa.

El cubano, de los Medias Blancas de Chicago, cerró la temporada regular bateando para .317 con 19 jonrones y 60 carreras impulsadas. Fue baluarte en la gran temporada de los patiblancos y estuvo siempre entre los bateadores más peligrosos de la reducida contienda.

Freeman, por su parte, terminó con un promedio de .276, 13 jonrones y 53 remolques, pese a haberse perdido el campamento de verano por causa del Covid-19.

Esta es apenas la cuarta vez, desde que se entrega el reconocimiento (1999), en que los MVP de la temporada amarran el galardón. Los últimos en hacerlo fueron el criollo José Altuve y Giancarlo Stanton en 2017.

Con información de Líder en Deportes – Yelimar Requena