Enrique “Conejo” Fonseca, último integrante de la selección que le dio a Venezuela el primer título de campeón mundial amateur de beisbol, en octubre de 1941, falleció ayer a la edad de 102 años.

Por unos quince torneos, Fonseca estuvo vinculado a la pelota de máxima categoría, al tiempo que fue tricampeón con la selección venezolana

Nacido en Maracaibo el 18 de septiembre de 1918, se inició en la pelota zuliana de máximo nivel en el año 1936 con el club Puma.

En 1939 alcanzó la primera división con el Centauros, dirigido por el cubano Javier Pérez. De los mitológicos pasó al Vargas en 1941. Ese año es convocado a integrar la selección nacional.

En la denominada Hazaña del 41, de la que se cumplieron 79 años en octubre pasado, Fonseca tuvo destacada participación.

Compartió en tres desafíos la receptoría con Guillermo Vento y se encargó de guiar al estelar lanzador mirandino Daniel “Chino” Canónico en cada uno de los cinco triunfos que, en igual número de presentaciones, conquistó ante las representaciones de Puerto Rico, México, Panamá y los dos encuentros memorables ante los anfitriones cubanos.

Como receptor de la selección nacional, Fonseca remató su brillante trayectoria como tricampeón mundial. También estuvo presente en las ediciones que se disputaron en Caracas 1944 y 1945, ganadas por Venezuela. En la última figuró entre los mejores bateadores con .395 de average.

Pionero en la LVBP

Fonseca también formó parte de la primera generación de peloteros venezolanos que participó en la LVBP. Tras intervenir con el Cervecería Caracas en la famosa serie contra las Estrellas Negras, celebrada en Caracas a principios de diciembre de 1945, la cual marcó el establecimiento del beisbol profesional en Venezuela, Fonseca aparece en la alineación del conjunto lupuloso que debutó el 13 de enero de 1946 y cayó por paliza de 12 carreras a 1 frente a los Sabios del Vargas.

En 1947 formó parte del conjunto caraquista que enfrentó a los Yanquis y perdió 9- 2 en juego de exhibición celebrado en el estadio Cerveza Caracas.

En siete temporadas con el Caracas entre 1946 y 1953 intervino en 183 encuentros de calendario regular. Dejó average de .210, producto de 123 imparables en 587 turnos con un cuadrangular y 61 carreras remolcadas. El único jonrón lo consiguió en el primer encuentro entre Caracas y Magallanes en la LVBP, el 24 de enero de 1946. También formó parte del Cervecería de “puros criollos” que en 1949 representó a Venezuela en la primera Serie del Caribe.

Paz a sus restos.

Con información de Líder en Deportes